FOOD TRUCKS, NEGOCIOS RODANTES DE GRAN ESCALA

FOOD TRUCKS, NEGOCIOS RODANTES DE GRAN ESCALA

En una época donde la movilidad marca las reglas en muchas áreas del día a día, los Food Trucks aparecen en las grandes metrópolis como una alternativa sobre ruedas a los restaurantes y negocios de comida en general.

La tendencia de los Food Trucks van en aumento; en México este concepto resulta atractivo para un 80 por ciento de emprendedores, que incursionan en él.

En esta edición de La revista LIDER te mostramos la visión empresarial de este modelo de negocios que se estableció en Veracruz.

 

UN MOVIMIENTO QUE DEMOCRATIZA LA COMIDA

 

El concepto surgió hace más de cien años en Estados Unidos con la carreta como medio de transporte. Con el paso del tiempo evolucionó hasta convertirse hoy en auténticos restaurantes rodantes que, montados en vehículos adaptados o fabricados per se, cuentan con lo necesario para preparar alimentos a bordo y repartirlos en diversos puntos geográficos.

A México, la tendencia llegó aproximadamente hace una década, pero no fue sino hasta 2014 cuando alcanzaron un desarrollo explosivo con camiones de comida rápida, hasta menús elaborados estilo gourmet, arrancando en festivales de música y lugares alternativos.

Poco a poco fue permeando a la cotidianidad de las grandes ciudades para ser una constante en lugares como Guadalajara, Ciudad de México, Monterrey, Puebla y Querétaro.

Como en otros giros innovadores, los Millennials son asiduos consumidores de lo que se vende en los Food Trucks. Estos compradores tienen entre 15 y 35 años; son educados, tecnológicos y marcan tendencias de consumo. Asimismo, buscan marcas o conceptos alineados a sus valores y se centran en productos saludables y que respeten el medio ambiente; todo esto sin olvidar la experiencia de compra, la gratificación inmediata, el servicio al cliente y la atención on line.

En México, este segmento está constituido por 30 millones de personas, según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

El Gabinete de Comunicación Estratégica (GCE) calcula que tres de cada diez mexicanos comen fuera de casa, lo que supone una vasta oportunidad.

 

MEJORES GANANCIAS A MENOR INVERSIÓN

 

Este negocio opera como un restaurante a escala, sólo que sobre ruedas. Tiene una cocina equipada con plancha, hornillas, freidora, lavamanos y hasta pastorera para tacos, lo que permite llevar una propuesta diferente de acuerdo a donde se ubique.

Existen tres aspectos clave en los Food Trucks: la mayoría de los camiones tienen un concepto desarrollado (incluso registrado) que los vuelve casi icónicos en su especialidad; b) generan una experiencia de consumo basada en la sustentabilidad y camaradería; c) el precio de los productos finales suele ser entre 30 y 50 por ciento más económico en comparación con el promedio de los restaurantes establecidos.

 

¿REGULACIÓN O DESREGULACIÓN?

 

En México los Food Trucks no están regulados y a la fecha no existe una normatividad que determine cómo pueden operar estos restaurantes sobre ruedas.

Frente a este panorama han surgido asociaciones que aglutinan al gremio y que buscan establecer parámetros para que los foodtruckeros entreguen sus productos de la mejor manera posible y en un entorno de seguridad.

La principal fuente de ingresos en un Food Trucks es la venta directa de alimentos y bebidas en Food Trucks Parks (garajes que comparten varios camiones), festivales del gremio y en eventos masivos como carreras de autos, conciertos musicales o encuentros deportivos. También se pueden obtener ingresos de la renta del camión a un tercero, así como de participar en eventos privados o corporativos

Compartir